martes, 7 de octubre de 2008

Turista Gastronómica


Una fiesta, una visita, una junta familiar: todo tiene como denominador común una rica comida.
Ya lo dije antes, pero se los recuerdo: me encanta salir a comer, hablar de comida, cocinar y probar cosas nuevas. Aunque me gustan los "bocadillos", prefiero la comida-comida. Creo que Narda Lepes es un ejemplo a seguir.

Soy la reina de los conchitos (como llamamos en Chile a los restos de comida o bebida), compulsiva agarradora de ollas y sartenes, que, cuchara en mano, ataco para sacar hasta el último raspadito, le doy la pelea a cualquier bol que me interese. ¿Golosa?...¿Comilona?, No, ¡Soy la Señora Pac Man! Guaca-guaca-guaca-guaca-guaca-guaca

6 comentarios:

Ya tú sabes dijo...

Yo soy la navecita del Space Invaders, ando de un lado para otro y cuando suelto algo, dejo la escoba

yus dijo...

mmm... el raspadito de arroz es lejos lo mejor.

Ñoña memoriona dijo...

y el raspadito del merengue...

pez dijo...

A mi me gusta cucharear las ollas de legumbres, y el raspadito que queda cuando uno hace queque, y el del pote de leche condensada.

Ñoña memoriona dijo...

Esa capita que queda en los bordes es lo más rico...

..::ChIqUiTiTa::.. dijo...

mija:
en algunos aspectos de la vida, algunas "sobras" no estan nada de mal jajjjajajja.



PD: amo los raspaditos que estan medios kemaditoooossss (ñam!)